Escrito por

Comunicado de Lyvon:

Queridos amigos:

Os informamos de que en la resolución del juzgado de Ribeira sobre el delito de injurias y daño a la imagen que Juan Lado Palmier nos venía imputando desde el día 9 de Enero:

Hemos sido absueltos totalmente.

MUCHÍSIMAS GRACIAS A TODOS

Mas de 4.000 personas han realizado un apoyo unificado, olvidando prejuicios económicos, políticos, nacionalistas, etc… y nos han apoyado al cien por cien, siendo capaces de unirse y funcionar como una maquinaria única, vigorosa y eficaz. El enfado, la rabia y la solidaridad con un grupo musical que denunció el asesinato de un perro con música, ha conseguido, literalmente, “mover montañas”.

Gracias a vosotros Lyvon seguirá creando música de protesta, sin dejar de señalar al asesino donde quiera que esté, sin embargo no tratamos de buscar coronas de laureles, ni medallas, ni dinero, pues si así fuera ni estaríamos aquí, ni nos habríamos ganado una denuncia, ni estaríamos exponiéndonos a otras muchas con nuestra música combativa. Quien realmente merece nuestros halagos es Ronnie: el verdadero héroe, por aguantar el calvario que el denunciante le hizo pasar. Y nosotros: todo el animalismo unido, por despreciar y condenar tan vil acto de cobardía.

Hemos podido comprobar cómo el animalismo ha sido capaz de avanzar como un gran gigante a defender a sus hermanos dirigiéndose hacia un único fin, en apoyo al grupo y contra el denunciante, que de nuevo queriendo imponer su voluntad y esta vez contra nosotros acabó dándose de bruces con más de 4.000 animalistas y un sinfín de asociaciones y simpatizantes; no estamos equivocados al decir que la unión hace la fuerza. De hecho, el denunciante no se presentó al juicio presumiblemente por miedo a encontrarse con animalistas “violentos”. He aquí la imagen del potencial animalista que hemos dado: poderoso y temido: Juan Lado no tuvo miedo de apalear a su perro, pero sí lo tuvo a sus defensores.

Tras comprobar la grandeza con la que nos hemos unido, nos preguntamos cómo es posible que el animalismo español muestre una gran división a la hora de actuar, de lanzar ofensivas contra los maltratadores, a la hora de desplegar proyectos culturales, incluso a la hora de convocar una sencilla manifestación.

¿Podría ser que la desunión provoque que nuestras acciones sean siempre minoritarias y débiles? Por favor, pensemos sobre ello.

Creemos que entre todos deberíamos idear nuevas fórmulas de mecanizar las luchas y olvidarnos de nosotros como personas para empezar a unirnos como grupo organizado, una única maquinaria alta y poderosa, y derribar de una vez los prejuicios que nos debilitan: Los grupos animalistas no interactúan entre sí por diferencias de opiniones entre ellos (todos sabemos esto, y el que no lo sabía, es bueno que se entere ahora), o por pasados problemas personales. Esta situación se repite en innumerables sectores del animalismo y esto enquista y empobrece la lucha que se ha demostrado con nosotros realmente es mucho más grande de lo que parece.

Debemos luchar contra dos principales frentes de batalla: EL ANIMAL MALTRATADO y la DIVISIÓN en el animalismo.

– El toro con la espada atravesando sus pulmones;

– El galgo intentando respirar en su horca,

– El perro vagando sin rumbo tras la paliza de su dueño,

– El zorro que trata de levantarse aún vivo, convulsionándose y sin su piel: aquella que le fue arrancada por un salvaje trabajador de la industria peletera,

– La gallina que lleva años encerrada, con el pico mutilado, en una jaula donde apenas cabe su existencia y alguna enfermedad infecciosa,

– La vaca que se pasa la vida dando leche a los terneros que jamás pudo criar,

– La rata en el laboratorio y su tortura,

– El cerdo gritando mientras nada en su sangre tras ser degollado,

– El león del zoo y su encierro,

– El elefante del circo traumatizado por los castigos,

– El ave en su jaula,

– El gato hambriento en la ciudad,

Todos ellos esperan, pacientemente, una defensa eficaz y coordinada, multitudinaria, liberacionista y definitiva, y no les gustaría saber que muchas de las personas que podrían defenderlos más eficazmente no lo hacen porque anteponen rencillas personales y demás deformaciones del ego antes que su propia defensa.

Ellos nos necesitan YA porque no luchamos por nosotros.

Esto no es un intercambio de opiniones entre gente que opina una cosa y gente que opina otra: esto es UNA BATALLA contra aquellos a los que no les importa matar y hacer sufrir sin piedad a aquellos que no tienen voz.

Por favor, pedimos desde la humilde posición que todos los animalistas nos habéis otorgado generosamente UNION entre todos, para salvar vidas no humanas. Por favor, no caigamos en la desunión ni en la rencilla. Hagamos de todos nosotros UNO y que nuestro lema sea siempre: Tú que tocas a mi puerta, ¿luchas por EL ANIMAL?: Entonces, bienvenido a casa, aquí tienes un hermano; luchemos juntos.

Luchemos sin descanso contra los maltratadores de animales, todos juntos a por ellos con todas nuestras fuerzas. ¡¡¡¡Que nos oigan gritar bien alto y que ningún acto quede impune a partir de ya!!! ¡¡¡LIBERACIÓN ANIMAL!!!

¡GRACIAS A TODOS!

Un fuerte abrazo

Texto Redactado Por: Lyvon, Ángel Padilla y Leonardo Anselmi

www.animalmusica.com
www.liberaong.org

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos