Escrito por Tendenzias

El gusto de la cerveza excita el cerebro

Apenas un trago de cerveza, una probadita del vaso de un amigo, puede disparar la liberación de dopamina, hormona y neurotransmisor relacionado con las recompensas en el cerebro.

Un estudio realizado por investigadores de la Universidad de Indiana, Estados Unidos, demostró que con sólo probar la cerveza, alcanza para excitar al cerebro e incrementar las ganas de beber, incluso sin el efecto del alcohol.

cerveza

El estudio se realizó con 49 hombres a los que se les hizo probar diferentes bebidas, mientras su cerebro era escaneado. Se les hizo probar agua, bebidas deportivas y su cerveza favorita. Apenas se les dio 15 mililitros, por lo que el alcohol de la cerveza no podría haber llegado a generar ningún efecto en el organismo de los voluntarios.

Luego de probar la cerveza se liberaba más dopamina, y los voluntarios estaban más dispuestos a querer una bebida alcohólica. Así es que el gusto alcanza, sin la necesidad del efecto intoxicante del alcohol, para que la dopamina active los centros de placer del cerebro. La dopamina, justamente es como el agente que suministra sentimientos de gozo y motiva a las personas a realizar ciertas actividades.

Interesante fue también, que descubrieron que el efecto se acrecentaba en los hombres con historial de alcoholismo en la familia. Este descubrimiento fue sorpresivo, y podría resultar muy interesante a la hora de tratar el abuso y las adicciones tanto al alcohol como a las drogas.

Fuente: BBC

Artículos relacionados