Escrito por

Lámparas de colores para decorar un salón

Inevitablemente la luz es necesaria y está por todos lados. Nunca puede faltar en los lugares comunes de la casa, como lo es el salón. Cuando estamos un poco aburridos del mismo, pero sin embargo nos gusta su diseño y no queremos gastar grandes fortunas de dinero en remodelarlo, lo mejor es agregar en él un poco de dinamismo y color. ¿Cómo? Simplemente con lámparas de colores.

terrazas con lamparas colores

Se trata de dejarse llevar por la imaginación e innovar en nuestra casa produciendo un interesante cambio de imagen. Aunque nos parezca raro, el cambio lumínico del salón puede lograr un cambio ambiental al 100% y darle una apariencia pintoresca al lugar.

Las lámparas de colores son un elemento decorativo de última tendencia en el diseño moderno. Si bien no se utilizan como fuente de luz principal, muchos profesionales las tienen en cuenta a la hora de trazar el diseño de algunas casas.

Para empezar a darle una apariencia diferente a nuestro salón a través de lámparas de colores, lo primero que se debe hacer es dejar de lado la idea de que crearemos una mini discoteca dentro de nuestra casa. Principalmente, no pondremos ningún láser, ni robot lumínico que se muevan al compás de la música, sino que utilizaremos simples bombillas de colores en algunos lugares estratégicos para que al ser encendidas ofrezcan juventud y calidez en el ambiente.lamparas colores salon

Las lámparas de colores siempre animarán el espacio, y lo ayudarán a uno a estar de mejor ánimo, manteniendo su energía positiva durante el tiempo que se esté en el mismo. La luz históricamente ha sido un factor que toca directamente las emociones de los humanos.

Si tienes un arco que te lleva hacía él, una buena opción es conseguir algunas lámparas de diferentes colores y colocarlas en la entrada del salón. Puedes jugar con la imaginación. Quizás sea una buena combinación tener tres lámparas de colores diferentes, e ir intercalándolas, por ejemplo: una roja, una azul, una morada, una roja, una azul… y así sucesivamente. De esta forma la entrada al salón se volverá siempre más divertida.

Otra de las opciones es colocar lámparas de colores en el techo. Muchos son los comedores que cuentan con más de una lámpara colgante. Para ello lo mejor es elegir un solo color e ir intercalando con la luz central que tenemos. La variación de luces puede resultar muy atractiva. Lo aconsejable es siempre buscar un color similar al que tenemos como principal en nuestro salón. Por ejemplo si el salón está basado en celestes lo mejor es conseguir una lámpara de color verde o azul.

Ten en cuenta que siempre las luces de colores tienen que armonizar el lugar, por más que nos resulte divertido, hay que ser muy precavido al momento de elegir los colores, puesto que tampoco es la intención hacer de nuestro salón un cúmulo de colores que llegue a parecer un circo. Date el lujo de jugar con los colores, y también ten presente que siempre tendrás varias opciones de tamaños de lámparas de colores para elegir y crear intensidades.

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos