ZETAK y Oques Grasses lanzan su nuevo videoclip “Hitzeman”

Hitzeman, o lo que es lo mismo, dar la palabra en euskera, es el nuevo trabajo que ha presentado hace solo una semana ZETAK y Oques Grasses. Una canción que combina versos en euskera y en catalán, subtitulados en castellano, que son una invitación a vivir, a revalorizar los recuerdos y cargarse de energía para los besos y abrazos que vendrán.

Después de escuchar y ver unas cuantas veces el videoclip “Hitzeman”, después de leer su letra con detenimiento, esta canción se trata de una oda a la vida, de la pena de todo lo que todos hemos ido perdiendo y seguimos perdiendo en estos tiempos de limitaciones y confinamiento, pero también de la esperanza de lo que vendrá en el futuro. Un ejemplo de esta esperanza, de este deseo está en su verso “prométemelo, una primera primavera de verdad, la lluvia lo ha escrito en el cielo, prométemelo”.

Y con esa petición de promesa nos trasladamos al nombre que han escogido para titular esta canción “Hitzeman”. Hace no tantos años, los contratos y las compraventas se cerraban con la palabra de uno y un apretón de manos. La palabra de uno bastaba como sello de garantía. La palabra era algo que le honraba a uno, era seña de identidad y de nobleza, hablaba de quien uno era. Hoy día, hemos visto como la propia palabra se ha ido devaluando, la confianza se ha perdido junto con la identidad, o citando refranes “Las promesas -palabras- se las lleva el viento”. Hoy día nadie cierra un acuerdo con la palabra y se espera a la firma ante el notario.

El trabajo de ZETAK y Oques Grasses nos lleva de nuevo a esos tiempos, a recuperar el valor de la palabra como un acto de honra y de promesa, como una petición de confianza a ciegas. Hitzeman, dar la palabra, en estos versos nos invita a establecer el compromiso con nosotros mismos y los nuestros de vivir la vida con más intensidad, de que cuando llegue el momento de abrazarse uno pueda sumirse en esos brazos y guardar el tacto bien adentro, o cuando llegue el momento de los besos se saboreen por largo tiempo. Ni qué decir de los “te quiero” porque como planteaba ZETAK en sus redes sociales, tal vez podamos sacar otra lectura de estos tiempos de lejanía, distancia social y casi emocional, y es no dar las cosas por sentado o por sabido, decir más te quiero, abrazar más, besar más, querer más, sentir más.

Si necesitáis alguna razón más para no perderos el vídeoclip que os vamos a dejar al final del artículo, permitidme deciros que la parte visual está creada a partir de piezas de vídeo que han enviado los seguidores y seguidoras a ZETAK, lo que le confiere un aspecto mucho más artístico e íntimo, una combinación perfecta con la letra: “Orain maite zaitut gehiagotan elkarri esatea normala izango dela Hitz eman” (Dime que ahora será normalidad decir “te quiero” más a menudo, prométemelo).

Y para los que no les conozcáis, tras ZETAK se encuentra Pello Reparaz que ha creado un proyecto de música electrónica en euskera y un proyecto artístico multidisciplinar. Y, si hablamos de Oques Grasses se trata de un “grupo de tíos” catalanes que a través de la letra de sus canciones cuentan las cosas que sienten y que no sienten; en concreto, el grupo lo forman Arnau Altimir, Guillem Realp, Joan Borràs, Josep Valldeneu, Miquel Biarnés, Miquel Rojo y Josep Montero.

A continuación, os dejo el vídeoclip que podréis escuchar una combinación de euskera y catalán, a la par que podéis leer los versos en castellano:

También te puede interesar