Escrito por Tendenzias

10 maneras de ajustar tu bolsillo para llegar al final del verano

Con el verano llega el buen tiempo, las vacaciones, los viajes y, cómo no, los gastos. La mayoría gastamos buena parte de nuestros ahorros del año en el verano, es cierto, pero también existen trucos para gastar un poco menos. Te presentamos 10 maneras de ajustar tu bolsillo para llegar al final del verano.

ahorrar en verano

10 maneras de ajustar tu bolsillo para llegar al final del verano

Sigue estos 10 fáciles trucos para hacer que este verano no suponga la pérdida de todos tus ahorros de invierno pero sigas disfrutando como siempre.

Compra los billetes con antelación

Cuanto primero compres los vuelos, más baratos te saldrán. Puedes ayudarte de los comparadores de vuelo que existen en internet para encontrar los vuelos más baratos.

Reserva hotel con tiempo

Lo mismo sucede con los hoteles. Resérvalos con tiempo para disfrutar de descuentos y mejores promociones. Aunque quieras pagar poco por tu alojamiento, no descartes hoteles de más estrellas por el simple hecho de tenerlas, muchas veces un hotel mejor no tiene por qué ser más caro.

Vete de camping

Camping verano
Otra alternativa que tienes para ahorrar en alojamiento es decantarte por ir de camping. Puede que no sea tan cómodo y tan limpio, pero es mucho más barato y más divertido.

Programa visitas gratuitas

Antes de realizar una salida o de hacer un viaje, programa aquellas visitas que pueden ser interesantes y a buen precio o gratuitas. Hay muchos museos, por ejemplo, que son gratis o tienen precios reducidos algún día de la semana.

Disfruta del aire libre

aire libre verano
Aprovecha el buen tiempo del verano para hacer actividades al aire libre que son totalmente gratuitas. Ir a la playa, ir de ruta por la montaña, hacer surf, hacer rutas en bici… Además de pasarlo bien sin gastar un céntimo te pondrás en forma.

Comida de casa

En los viajes que hagas, siempre que sea posible, lleva la comida de casa. Parece que nos hemos vuelto demasiado finos y ya no está de moda eso de llevar la fiambrera y los bocadillos. Pero, ¿sabes lo que te ahorrarías en comida?

Restaurantes autóctonos

Visto el epígrafe anterior, parece que salir a cenar o a comer de restaurante está totalmente prohibido. Nada de eso. Pero en ese caso, vete siempre a restaurantes autóctonos típicos de la zona. Comerás mejor, mucho más barato y contribuirás a los negocios locales en vez de al enriquecimiento de grandes cadenas.

La tecnología es tu amiga

apps verano
Hoy en día existen innumerables aplicaciones con las que puedes obtener información de interés para gastar menos en tus vacaciones de verano. Comparadores de precios de vuelos, apps para saber cuáles son las gasolineras más baratas, guías de restaurantes, mapas de las rutas más cercanas para llegar a cualquier sitio, etc.

El equipaje

Los aeropuertos cada vez son más estrictos en lo que respecta a las tasas con respecto al exceso de equipaje, por lo que infórmate sobre el máximo equipaje de mano que puedes llevar y no te pases ni un gramo.

Nunca en temporada alta

Cuando a alguien le mencionan el “verano” siempre piensa en los meses de julio y sobre todo agosto. Sin embargo, en junio o septiembre también suele hacer muy buen tiempo, un clima que podríamos considerar “de verano” y en esas fechas los precios, tanto de los vuelos como de reserva de hoteles, son mucho más baratos.

También te puede interesar:

Lo más interesante
Top 6
artículos
Síguenos